Categorías

Alfa Romeo ya vendió las 500 unidades de la Giulia GTAm

Atentos, porque Alfa Romeo apuesta por haber creado una nueva Giulia de colección cuyas 500 unidades ya fueron vendidas. La GTAm, radicalmente deportiva, fue presentada internacionalmente en mayo como una celebración de los 110 años de su fabricante. Hoy todas están en manos de sus dueños, principalmente ubicadas en China, Japón y Australia.

Alfa Romeo tomó inspiración del trabajo de Autodelta Racing Team que en 1965 desarrolló la GTA 1965 en Balocco, Italia. Allí fue donde una Giulia de calle surgió como un próximo ícono de pista gracias al esfuerzo y las horas extra de un equipo de ingenieros. En honor a esta historia, esta nueva Giulia GTAm fue desarrollada excepcionalmente en los mismos sitios que su ancestro.

En 1965 la clase Turismo del Grupo 2, en la que este bólido corrió, exigía que se crearan al menos 500 unidades de homologación. A partir de ello se definió el límite de producción de la Giulia GTAm, o The Monster, como los ingenieros y mecánicos de Alfa Romeo le llamaban cuando estaba en fase de proyecto. De aquí proviene aquel isotipo debajo del Quadrifoglio Verde: es la insignia de Autodelta.

El “alleggerimento” es un aspecto identitario para ambos proyectos. En la GTA de 1965 se rediseñaron las manijas, las ventanas, se creó un juego de llantas hecho de aleación de magnesio y se usó Peraluman 25 en su carrocería, una aleación ligera de aluminio y magnesio. En el modelo actual se recurrió a la fibra de carbono y unas llantas fijadas por una única tuerca de bloqueo, parecido a como se estila en la Fórmula 1.

Autodelta procuró cuidar la aerodinámica de la Giulia GTA, aunque en ese entonces esta área estaba todavía en una fase muy experimental en la industria automotriz. Sin embargo, la GTAm se beneficia de los 50 años de experiencia de Sauber Engineering en el automovilismo y su túnel de viento, el cual es uno de los más avanzados de Europa.

Otro punto común, y probablemente el más simbólicamente valioso, es el desarrollo de la puesta a punto de estos autos con la colaboración de pilotos profesionales. En el modelo clásico fueron Teodoro Zeccoli y Andrea de Adamich, quienes lograron sus mayores éxitos en la Giulia GTA. En cambio, en la GTAm se ajustaron parámetros aerodinámicos y de acuerdo a las manos de Antonio Giovinazzi y Kimi Räikkönen, pilotos del equipo Alfa Romeo Racing ORLEN F1.

Con esta receta Alfa Romeo persiguió el que define como su sello distintivo: la belleza funcional. Así, con un diseño para trascender el paso del tiempo y la funcionalidad orientada en la eficiencia aerodinámica y mecánica, es que esta Giulia GTAm se postula como un auténtico coleccionable.

Soy un tipo sencillo. Cuando chico me picó el bichito de la pasión por los autos y los síntomas todavía no se me pasan. Los efectos secundarios me llevaron a estudiar periodismo. Hoy estoy acá para entregarme a quienes leen a la naranja.

Forgot Password