Categorías

Stephane Peterhansel quedó picado con el final del Dakar 2014

DAKAR RALLY 2014: ARGENTINA-BOLIVIA-CHILE
Peterhansel atacó en el desierto y fue castigado por su equipo. (Imagen: Prensa X-Raid)

Frustrado quedó Stephane Peterhansel después de tener que entregarle la victoria del Dakar 2014 a su compañero de equipo y amigo, Nani Roma. Peterhansel se vio forzado a levantar el pie del acelerador en la etapa final, un mero trámite entre La Serena y Valparaíso, para poder entregarle el triunfo a Nani Roma, como habían ordenado desde el equipo X-Raid Monster Energy MINI, antes de la etapa El Salvador – La Serena. ¿Qué pasó en esa etapa? Roma tuvo más problemas de los esperados y Peterhansel, con 11 victorias de Dakar en el cuerpo, aprovechó de atacar y tomó el control de la general por 26 segundos. Y aunque es el líder del equipo, eso no cayó para nada bien en X-Raid, que lo obligaron a levantar en la última etapa y dejar a Roma como ganador. Ningún piloto como Peterhansel quiere hacer eso.

«Vamos a ver el lado bueno de las cosas. El coche no tuvo ningún problema, resistió todo lo que atacamos, como de costumbre, y lo pasamos espectacular en la conducción «, dijo Mr. Dakar en la meta, agregando que «Pero estoy frustrado con el resultado final. La tercera cosa que quiero decir es que de Nani mi amigo, y estoy contento de verlo feliz porque ha sido su sueño durante 10 años, desde que se trasladó a correr en coches». Habrá revancha en 2015, Stephane.

La situación tiene que ser incómoda, porque Nani y Stephane son muy buenos amigos e incluso comparten una pequeña camper en la cual alojan en los bivouac del Dakar.  Roma llegó a tener una ventaja de 40 minutos en la primera semana de Dakar y parecía destinado a ganar su primer rally en autos sin polémicas, después de 10 años de haber obtenido su Dakar en motos. Pero Peterhansel nunca se dio por vencido y salió a atacar desde el inicio de la segunda mitad del rally, llegando a ponerse a 5 minutos de Roma antes de la Etapa 12 El Salvador – La Serena. En esa etapa atacó y ganando la etapa obtuvo el liderato  de la general, contra los deseos de MINI, que quería mantener a Nani Roma adelante y defender el 1-2-3 que estaban logrando con Nasser Al-Attiyah. Finalmente se logró el  1-2-3, pero por atacar, se pudieron correr riesgos como los que vivió Carlos Sainz en el primer Dakar sudamericano, ese que ganó Giniel de Villiers después del abandono del español.

Las órdenes de equipo nunca son buenas y en este caso ensucian lo que fue una buena victoria de Roma en el Dakar, la primera vez que ha podido ser competitivo con pilotos como Al-Attiyah y Peterhansel con los mismos medios mecánicos.

Editor Área Motorsport

Sigo el automovilismo desde los cuatro años. Es un deporte que nunca deja de sorprenderme, y que me gusta porque mezcla tanto la destreza y estrategia de los pilotos y equipos con la mecánica y tecnología de los automóviles. Me puedes encontrar en Twitter hablando sobre autos como @felipegana

Forgot Password