Categorías

NASCAR: Grandes penalizaciones para Michael Waltrip Racing por intervenir la carrera de Richmond

Federated Auto Parts 400
Clint Bowyer hace un trompo intencional en Richmond. Bowyer la sacó barata, pero su equipo no. (Imagen: Getty Images for NASCAR)

Con NASCAR no se juega. Ese es el mensaje que quisieron dejar claro el presidente de NASCAR, Mike Helton y el presidente de competición, Robin Pemberton en una conferencia de prensa flash realizada hoy en Charlotte. ¿Por qué la conferencia de prensa flash? NASCAR decidió penalizar fuertemente al equipo Michael Waltrip Racing por intervenir los resultados de la decisiva competencia de Richmond, para clasificar a su piloto Martin Truex Jr. Lo hicieron llevando a que Clint Bowyer hiciera un trompo a propósito y deteniendo en pits sin motivo a sus dos autos (Bowyer y Brian Vickers) en las últimas dos vueltas de carrera para permitir que un complejo escenario llevara a Truex a la clasificación al Chase for the Sprint Cup Championship, el particular playoff de NASCAR. ¿El problema? Fue demasiado obvio y apenas hubo un día hábil para que NASCAR investigara telemetría, cámaras y comunicación por radio de los equipos de Michael Waltrip Racing, quedó más que claro que habían jugado con los resultados afectando el destino de otros autos.

Y como no se juega con NASCAR, la categoría le cayó duro a Michael Waltrip Racing: 300 mil dólares de sanción que no apelarán, y 50 puntos para cada uno de los autos, el 15 de Bowyer, el 55 de Vickers y el 56 de Truex Jr., el beneficiado por la trampa. Es la penalización más cara en la historia de NASCAR. Con 50 puntos menos, Truex pierde su puesto de clasificado al Chase, siendo reemplazado por Ryan Newman, que antes estaba empatado en puntos con Truex Jr. y perdía el desempate por segundos lugares. O sea, todo el juego ridículo organizado por Michael Waltrip Racing no funcionó. La penalización para Bowyer, clasificado al Chase for the Sprint Cup, no cuenta ya que los puntos se reiniciarán antes de Chicago, luego el piloto del auto N°15 la sacó realmente barata. Lo que sucedió es que NASCAR, pese a los mensajes en clave de los que te comentamos en la nota de la carrera, no pudo decidir si el trompo de Bowyer fue 100% intencional. Se guiaron más por la comunicación de Ty Norris (spotter) y Brian Vickers, que hizo que el auto N°55 parara en pits sin razón aparente y perdiera una vuelta para permitir que Truex Jr. clasificara al playoff. Todo quedó en nada y para peor, el único que no estaba pendiente del plan y que solo estaba concentrado de terminar lo mejor posible, fue quién terminó pagando las consecuencias.

NASCAR toma la decisión correcta penalizando al equipo de Waltrip. Aunque lo nieguen hasta la muerte, esto fue planeado (ya sea antes o durante la carrera) por la organización y ellos sabían como tenían que actuar cuando se dieran las circunstancias. Los mensajes de radio en clave para Bowyer fueron muy mal camuflados y demasiado obvios, lo mismo que su trompo, que fue delatado inmediatamente por Dale Earnhardt Jr., el piloto que venía justo detrás del N°15. Lo de Vickers en los pits pasó piola hasta algo después de la carrera cuando salieron los resultados y se vio que el piloto había hecho dos vueltas extremadamente lentas para ayudar a Truex Jr. Cuando NASCAR analizó la radio de Vickers se dio cuenta de que el spotter Ty Norris le iba informando continuamente de los puntos que necesitaba su compañero de equipo para clasificarse. Aunque suena más sucio el trompo que el mover un auto de posición, NASCAR consideró que ambas movidas eran inaceptables y por eso penalizó fuertemente a Michael Waltrip Racing.

El Chase ahora se compone de los siguientes pilotos, con estos puntos:

  1. Matt Kenseth 2015
  2. Jimmie Johnson 2012
  3. Kyle Busch 2012
  4. Kevin Harvick 2006
  5. Carl Edwards 2006
  6. Greg Biffle 2003
  7. Joey Logano 2003
  8. Dale Earnhardt Jr. 2000
  9. Ryan Newman 2000
  10. Kasey Kahne 2000
  11. Kurt Busch 2000
  12. Clint Bowyer 2000

 

Editor Área Motorsport

Sigo el automovilismo desde los cuatro años. Es un deporte que nunca deja de sorprenderme, y que me gusta porque mezcla tanto la destreza y estrategia de los pilotos y equipos con la mecánica y tecnología de los automóviles. Me puedes encontrar en Twitter hablando sobre autos como @felipegana

  • Matías
    9 septiembre 2013 at 22:44

    Bowyer la sacó barata, pero se la van a cobrar en pista y será peor. Truex el más perjudicado por no hacer nada.

Forgot Password